Cómo Hacer un Cambio de Rumbo en Tu Vida

No es suficiente con pensar un cambio de rumbo. Necesitas ponerlo en práctica. Para ello, necesitas encontrar fuentes de inspiración. Por ejemplo, elige fotografías de un banco de imágenes online como fondo de pantalla de ordenador para que el gesto de encender el portátil sea una experiencia emocional. A través de bancos como Pexels o Pixabay puedes encontrar un amplio catálogo de fotos, libres de derechos de autor. Esta es solo una idea de cómo puedes crear un universo de belleza en tu vida cotidiana, con emociones agradables para vivir con ilusión.

Cómo Hacer un Cambio de Rumbo en Tu Vida

Cómo hacer un cambio de rumbo

Imagina que una persona a la que quieres se encuentra en tu misma situación: ¿Qué consejo le darías? Realiza este ejercicio de proyección y empatía con realismo para ponerte en situación.

Practica el mindfulness como sinónimo de atención plena puesto que potenciar la atención en el ahora es símbolo de reflexión consciente con el presente. Sin embargo, esta búsqueda de la interioridad es especialmente recomendable para quienes tienen dificultades para poner en orden sus pensamientos. Quienes de por sí tienen una tendencia habitual hacia la introspección, pueden encontrar en otro tipo de planes que buscan la exterioridad, un buen punto de inspiración para la felicidad. Por ejemplo, el cine, el teatro, un paseo. O simplemente, una conversación con amigos.

¿Qué película marcó un punto de inflexión en tu vida? ¿Qué historia te marcó por un argumento que te regaló grandes lecciones? Sin duda, en el universo del cine hay infinidad de grandes historias. Ahora es un buen momento para volver a ver aquella que tanto te gustó.

A veces, resulta difícil ser optimista en un mundo en el que la negatividad parece un deporte. Sin embargo, a través de tus ideas creas tu realidad. Por esta razón, pon una intención constructiva a estas ideas para atraer aquello que deseas.

¿Qué persona es para ti un mentor de conocimiento? Entonces, puedes pedirle opinión o preguntarte qué crees que haría esa persona en tu lugar. Este ejercicio puedes ponerlo en práctica incluso aunque esa persona a la que siempre has admirado haya fallecido. Cierra los ojos, e imagina qué consejos te daría ese alguien ahora mismo. Cuando hemos tenido una relación profunda con alguien, podemos tener empatía en este tipo de situaciones.

A veces, un cambio de rumbo viene marcado por decisiones que implican un giro: por ejemplo, un cambio de trabajo, una mudanza, un cambio de ciudad, el inicio de un nuevo proyecto, una ruptura de pareja… Este tipo de giro es aquel que viene precedido por un cambio de aires y de novedad importante.

Sin embargo, en muchos casos, un cambio de rumbo puede estar marcado por un giro sencillo. Por ejemplo, el inicio de una nueva actividad de ocio para romper la rutina.  Haz una lista de una posible lluvia de ideas de actividades a realizar. No busques certezas en cada paso que des puesto que la incertidumbre es inherente a cada nueva decisión. Lo importante es intentar luchar por la felicidad.


Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.




Uso de cookies

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies