Cómo Reducir las Emociones Desagradables

Cómo Reducir las Emociones Desagradables

Existe una realidad humana que es foco de conflicto personal. Hoy en día, la utopía de buscar lo imposible, es decir, de aspirar a no sentir tristeza, miedos, envidia o frustración es la que conduce a muchas personas a elevar los niveles de malestar. Desde el punto de vista filosófico, los filósofos han mostrado que los sentimientos forman parte de la naturaleza humana, es imposible escapar de ellos.

Igual que el cielo es azul, del mismo modo, las personas tienen una naturaleza concreta y sienten como tales. Sin embargo, sí existen fórmulas para no dar mucho espacio en nuestro día a día a las emociones desagradables.

¿Cómo lograr este objetivo?

En primer lugar, en lugar de marcarte como objetivo “no quiero sentir tristeza” o “no quiero que me hagan sufrir”, puedes cambiar el chip marcándote metas más constructivas del tipo: “quiero disfrutar de la vida”, “voy a ir al cine el Día del Espectador”, “voy a salir a caminar todos los días”… Focaliza tu atención en objetivos positivos y constructivos con los que te sientas bien.

Para reducir las emociones desagradables también es fundamental potenciar la autonomía personal en el día a día recordando que la amistad o el amor de pareja no son un salvavidas sino un complemento. Quien pone todas sus expectativas a nivel existencial en este plano, entonces, se puede frustrar más todavía.

Enfoca tu mente en los objetivos a corto plazo aunque tengas planes a largo plazo. Tener una vida con ocupaciones gratificantes también aporta un valor añadido a la existencia. Eso no significa que en la vida no exista el deber por el puro deber, sin embargo, unas áreas de la vida se compensan con otras.

Para reducir las emociones desagradables es gratificante que cada día, despidas la jornada con un acto de gratitud hacia la vida, hacia ti mismo o hacia alguien que quieres. Dar las gracias, refuerza los niveles de entusiamos y bienestar.

El secreto para minimizar las penas de amor y cualquier sentimiento desagradable en general, es conectar con el presente.

Foto – Publimetro


Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.