Adolescentes Embarazadas. Datos estadísticos. | Comunicación


Adolescentes Embarazadas. Datos estadísticos.


¿5 estrellas?
Tras un comentario en nuestro artículo sobre Embarazo adolescente, aprovecho para dejar ciertos datos estadísticos sobre el embarazo en la adolescencia.EL ESTUDIO DE LAS ADOLESCENTES EMBARAZADAS

Un estudió realizados por Salaverry y col. (1993) encontró en adolescentes que se embarazaron a edades menores o iguales a 19 años; que las madres adolescentes tienen de 2 a más hijos; y que los abortos previos al primer embarazo en las madres adolescentes es de 11.6%.

La edad promedio de la primera relación sexual en las madres adolescentes es de 15 años.

El intervalo entre la primera relación sexual y el primer embarazo en las madres adolescentes es de 7.12 meses.

El 75.2% de las madres adolescentes se embarazaron por descuido.

En la madre adolescente la primera experiencia sexual estuvo mayormente relacionada con la salida a un paseo .

El 45% de las madres adolescentes tuvieron su primera relación sexual dentro de los 12 meses de conocer al padre de su hijo.

En el 89% de los casos de las madres adolescentes, el embarazo se produce después de varias relaciones sexuales

El 63% de las madres adolescentes no recibieron ningún tipo de educación sexual.

La mayorías de las madres que recibieron educación sexual, la recibieron en el colegio.

El método más usado por la madre adolescente antes de su primer embarazo fue el método del ritmo (32.2%).

Dentro de las características familiares se observó en el estudio que el 64% de los padres de las madres adolescentes viven juntos; mientras que el 20% de los padres de la madre adolescente tuvo o tiene otra pareja; también encontramos que el 35.5% de las madres adolescentes pasaban solas la mayor parte del tiempo en casa antes del embarazo.

La madres adolescente después del embarazo siguen manteniendo la dependencia con la familia de ahí que más del 50% de los casos viven actualmente con sus padres o familiares.

Los padres de las madres adolescentes reaccionaban mayormente con castigo físico y/o psicológico después de las salidas de las hijas durante la adolescencia; y el 28% de las madres adolescentes se escapaban de su casa ante la negativa de los padres a sus salidas.

El 34.7% de las madres adolescentes tienen una actitud negativa sobre su embarazo; y el 44% de las madres adolescentes consideran que su embarazo frustró su desarrollo profesional; el 33% ve con pesimismo su vida futura y el 46% piensa que ellas no lograrán las metas que se habían propuesto en la vida .

Dentro de las características de su conducta social tenemos que el 92.6% de las madres adolescentes no pertenecían a ningún grupo juvenil.

El 30.6%, 22.3% y 10.7% de las madres adolescentes conocieron al padre de su hijo en la calle, las fiestas y el colegio respectivamente.

El 25.6% de las madres adolescentes bebe licor, el 20.7% lo hace con su pareja, y el 21.5% se ha embriagado en la adolescencia .

Concluimos que el embarazo en la adolescente trae un sin número de efectos adversos tanto a la madre como al niño, entre los que tenemos los riesgos de labor del parto prolongado, disfunción uterina, pelvis contraida y parto por cesárea a causa de la desproporción céfalo-pélvica debido a que el canal del parto es aún inmaduro.

Las adolescentes tienen quizá menos capacidad de tener hijos saludables y pueden sufrir más traumas durante el parto. Los hijos de las madres adolescentes tienden a tener mala salud pues éstas en su mayoría se hayan menos preparadas para buscar y recibir la atención prenatal adecuada y están menos aptas psicológicamente y materialmente para cuidar a sus hijos.

Casi la mitad de las madres adolescentes residen en pueblos jóvenes. La poblaciones de los Pueblos Jóvenes o Asentamientos Humanos se caracterizan por vivir en condiciones de bajo nivel socioeconómico, y si bien el vivir en este tipo de poblaciones es condicionante de embarazos en la adolescencia; también resulta en una consecuencia, pues las madres adolescentes de un nivel bajo van a tener menos acceso a la atención prenatal y van a ver frustradas sus ambiciones futuras y no van a encontrar muchas dificultades para salir de su nivel socioeconómico.

Cerca del 90% de las madres adolescentes permanecen solteras o son convivientes, no llegando a formalizar su unión a través del matrimonio.

Es generalmente aceptado que las madres adolescentes son en alto grado carentes de un nivel educacional adecuado; sin embargo nuestro estudio encuentra que el 97% de ellas tienen algún grado de educación. Esta situación es observada a pesar de que se ha estudiado a una población de nivel bajo socio economico que se atiende en la Maternidad de Lima, lugar donde previamente Loli realizó un estudio encontrando que tan sólo el 82% de las madres adolescentes tenían algún nivel del educación, y que el 66% de las madres adolescentes sólo tenían primaria. En nuestro estudio el 65% de las madres adolescentes tenían educación secundaria. De esto se deduce que si bien es cierto que el nivel educacional de las mujeres se ha incrementado en los últimos años, esto no ha producido una disminución de los embarazos en adolescentes.

Las madres adolescentes estudian mayormente en colegios estatales mixtos. Esto parece un factor importante puesto que 53% de las madres adolescentes estudiaron en colegios estatales mixtos. La discusión de este punto es controversial, pues existen muchas tendencias que apoyan la educación mixta; sin embargo queda por determinar en nuestras poblaciones al nivel de establecer una educación mixta en los colegios que aún .

El presente estudio también encontró que las madres adolescentes cuando estaban en el colegio se escapaban en horas de clase. Esto probablemente implique una característica de la personalidad y del entorno de la adolescente.

Actualmente se pretende dar pautas de educación sexual y se busca a nivel nacional llegar a la uniformidad de la educación; pero como ya hemos visto el problema de embarazos en adolescentes no solo es un problema social y educacional, sino también un problema de relación familiar y estructura familiar; por eso sugerimos abordar este problema desde la familia, por ser el eje primordial del desarrollo integral de los jóvenes.

 


Psicologia y Autoayuda

Déjanos tu COMENTARIO, ya sean dudas, recomendaciones o críticas:
Anónimo dice:

me parece muy buena esta página

Anonymous dice:

bueno