Qué Hacer si no Te llama Por Teléfono después de una Primera Cita

Qué Hacer si no Te llama Por Teléfono después de una Primera CitaUna primera cita es una situación de incertidumbre a la que los protagonistas acuden con muchas expectativas que pueden frustrarse en un solo encuentro sentimental.

Una primera cita te permite tener una primera impresión más íntima de una persona, darte cuenta de cómo es el otro, descubrir si la conversación fluye y si te sientes cómodo en la compañía de esa posible conquista.

Después de una primera cita, es el momento de comprobar si los dos han quedado satisfechos con ese primer plan en común. Cuando uno de los dos no toma la iniciativa para llamar por teléfono al otro, hay algo que está fallando.

Atiende los consejos para una primera cita que recibes por parte de tus amigos y conocidos para afrontar la situación.

Qué hacer en una situación así

En primer lugar, existen mujeres que quedan a la expectativa de que sea él quien dé el primer paso de llamar por teléfono cuando en realidad, es una pérdida de tiempo acumular dudas e inseguridad de no saber nada del otro. En ese caso, anímate y con total naturalidad, recuerda que tú también puedes llamar por teléfono al chico para hablar y proponerle un plan.

En cualquier caso, lo conveniente es calmar la ansiedad después de una primera cita para ajustar los ritmos emocionales. Es decir, evita llamarle por teléfono al día siguiente porque puede que necesite más tiempo para asimilar lo sucedido. También es un buen truco de seducción dejar que otra persona recuerde los momentos de la cita desde la perspectiva de la distancia.

Si la persona que te gusta no te llama después de una primera cita no te quedes encerrado en casa pendiente del móvil. Algo que, tristemente, suelen hacer con más frecuencia las chicas. El mundo no se acaba ahí. Puedes leer un libro fantástico para reflexionar sobre este tema, Dios vuelve en una Harley. Te ayudará a relativizar una situación así y a confiar en ti.

Existen tres errores que no seducen en una primera cita, por ejemplo, mostrar mucha impaciencia, hablar de tu ex y hacer preguntas demasiado íntimas.

Organiza un plan con amigos, sigue con tu rutina, aprovecha para hacer recados. No pierdas tu tiempo y sigue viviendo. Así la espera también te parecerá más breve.


Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.