Cómo Poner Límites y Hacerte Respetar

El respeto es muy importante en una relación de pareja, sin embargo, existen personas que se sienten un tanto inseguras porque piensan más en agradar al otro que en gustarse a sí mismas. Poner límites es un acto necesario de autoestima para defender tu espacio, tu dignidad y tu persona.

El amor se defiende no sólo a nivel mental sino también, a nivel corporal. Por ejemplo, no tienes que hacer nada que no quieras hacer en relación con el plano sexual.

Consejos para marcar límites con autoridad

1. En primer lugar, plantea tus puntos de vista de forma clara, sencilla y directa. Evita dar rodeos, de lo contrario, podría parecer que te estás justificando cuando en realidad, no tienes que hacerlo porque eres libre.

2. No eleves el tono de voz, habla con un tono suave y mantente firme en lo que dices.

3. Para hacerte valer y respetar también es más importante que seas coherente en relación con pensamiento y acción. El respeto no sólo se pide sino que también te lo ganas a partir de la coherencia.

4. Aprende a decir no porque es un derecho personal que surge de la libertad. Amar a alguien no significa darle la razón en todo o hacer cualquier cosa por agradarle. Por encima del amor al otro está el amor por ti mismo.

5. Actúa siendo coherente contigo mismo para sentirte tranquilo y en paz contigo que es lo más importante. Tú eres la única persona que te acompañará siempre.

6. Aunque evitar un conflicto pueda aportarte la ventaja de evitar una confrontación, en realidad, te produce el problema de la insatisfacción personal.

7. Hazle saber a tu pareja cuáles son tus normas y qué cosas no estás dispuesto a tolerar en una relación de pareja para que sepa cuáles son tus cartas del juego de entrada, así evitas que luego se sienta engañado. Por tanto, sé tú mismo desde el principio de la relación porque la verdad siempre es el mejor camino que te conduce al amor.

8. Di lo que piensas con naturalidad.


Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.