Inteligencia Emocional para reducir la Ansiedad | Consejos de Psicologia


Inteligencia Emocional para Reducir la Ansiedad


Inteligencia Emocional para Reducir la AnsiedadLa ansiedad es una mala compañera de viaje porque causa cansancio, intranquilidad emocional, inseguridad, falta de paz interior, miedo e impaciencia.

¿Cómo reducir la ansiedad con inteligencia emocional?

1. En primer lugar, es indispensable entender que cuando antes reaccionas ante las señales de alarma y pides ayuda de un profesional, antes podrás controlar esta emoción desagradable.

2. Es segundo lugar, recuerda que la evitación no es una buena fórmula para resolver un problema. Por ejemplo, si sientes ansiedad al estar en superficies llenas de gente, no vas a superar el problema si dejas de ir a los centros comerciales. Al revés, el miedo se hará más fuerte. Por tanto, solo exponiéndote a tus temores podrás afrontarlos.

3. Realiza ejercicios de relajación de forma regular. Dos por día si tienes un nivel de ansiedad muy alto. Uno de ellos, realizado antes de acostarte porque así descansas mucho mejor por la noche.

4. Realiza actividades que te hagan disfrutar, por ello, puedes apuntarte a clases de baile, por ejemplo. Fomentar el ejercicio físico es positivo para poder reducir al mínimo la ansiedad. Del mismo modo, el fin de semana intenta realizar actividades al aire libre.

5. Caminar por la orilla del río y escuchar el sonido del agua resulta un relajante natural.

6. Ten unos horarios regulares porque las rutinas son excelentes para poder tener un bienestar emocional alto.

7. Rodéate de personas positivas y optimistas par a poder disfrutar del momento presente con buena energía. Por el contrario, evita estar con personas pesimistas que te roban la energía que necesitas.

8. Piensa en positivo, haz un esfuerzo por hacerlo porque mientras sigas anclado en la negatividad, la ansiedad estará de tu lado.

9. Reduce tus obligaciones laborales en un caso de ansiedad crónica. A veces, es fundamental parar y desconectar.

Adiós a la ansiedad

Se puede vivir sin ansiedad, y se puede superar este problema. Asumir esta realidad es el primer paso para poder apostar de verdad por el cambio.


Psicologia y Autoayuda

Déjanos tu COMENTARIO, ya sean dudas, recomendaciones o críticas: