¿Qué Hacer para Luchar Contra el Hambre en el Mundo?

El hambre no es un hecho inevitable sino una enfermedad que tiene cura a través del tratamiento adecuado. Por tanto, cuando nos enfrentamos a una situación compleja como ésta debemos preguntarnos: ¿Hay algo que podamos hacer al respecto? La respuesta es sí. Por tanto, no queda lugar para la pasividad sino para el despertar de las conciencias.

De hecho, desde una perspectiva global deberíamos ser capaces como ciudadanos responsables y solidarios con nuestro entorno de marcarnos el reto posible de acabar con el hambre en el mundo. Esta es también la apuesta de Acción contra el Hambre, una entidad de ayuda social que realiza una excelente labor en la lucha contra la pobreza. Los casos más graves de hambre derivan en desnutrición aguda.

Luchar Contra el Hambre

El hambre se puede evitar

El hambre es una pandemia que causa la muerte de 8.500 niños al día. Datos que van en contra de la ética si tenemos en cuenta que la desnutrición tiene cura y de lo que se trata es de poner los medios adecuados para ello. Integrar el tratamiento de desnutrición dentro de programas de salud pública es esencial para buscar el bien común y mejorar la calidad  de vida de las personas más vulnerables. Desde el punto de vista pedagógico, sería positivo poder tener los medios necesarios para enseñar a las familias más vulnerables a producir y administrar sus propios alimentos, de este modo, también se potencia su autonomía.

El agua es fuente de vida, sin embargo, 750 millones de personas carecen de agua segura en el mundo. Es importante potenciar la empatía con aquellos que sufren dificultades evitando el rol pasivo de observar desde la distancia este conflicto. ¿Qué puedes hacer al respecto? Entre las distintas opciones posibles, una de ellas es colaborar con Acción contra el Hambre.

Cada persona puede colaborar de acuerdo a sus propias posibilidades y recursos, lo importante es hacer algo.

¿Cuánto dinero cuesta un tratamiento nutricional infantil?

El precio es de 40€. Y con esta cantidad de dinero, es posible financiar a dos familias la compra de semillas para el autoabastecimiento. Un ejemplo visual de cómo, con una cantidad moderada, se puede hacer tanto bien y sembrar tanta esperanza. Practicar la solidaridad en Navidad Durante las próximas fiestas de Navidad, son muchos los regalos y las sorpresas que llegan a los hogares de las familias más acomodadas. Sin embargo, durante la Navidad también deberíamos hacernos un bien a nosotros mismos: regalar felicidad a los demás a través de valores que vienen acompañados de la construcción de un mundo mejor. Por ejemplo, regalos solidarios como colaborar con Acción contra el Hambre. 


Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.