Siéntate a mi lado

Siéntate a mi lado ahora que estamos
tan cerca de lo que resta,
tan lejos de lo primario,
ven, hagamos lo necesario
por estar unidos,
por estar anclados
en el final del camino,
en el lecho profundo
de esta quietud de nido,
aún con aliento, aun con latidos.

Siéntate a mi lado ahora que es tiempo
de ver las cosas como son y han sido,
tan cerca de vernos más allá del sino,
tan lejos de ser aquellos niños que fuimos.
honrémosnos el alma
por estar vivos aunque la noche
nos ponga un manto de sombras
en la eternidad del grito.

Desafiemos los minutos, los segundos
vuélvete montaña, volveremos en ríos!
conviértete en marea, yo en playa y espuma.
Seremos manantial fresco entre los fresnos
que la vida marchitó en nuestros mundos.
Brindemos en silencio, beberemos juntos
nuestras miradas de lago sereno.

Ven, siéntate a mi lado,
dame tu mano, léeme un libro,
yo abrigaré la tuya
llena de agostos y fríos
y te diré por fin:
la vida me ha dado todo…
Estamos juntos
compañero mío

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.