Qué es el trastorno de ansiedad y cómo tratarla

Tener sentimientos de ansiedad de modo ocasional es una parte normal de la vida y del funcionamiento cerebral, es una forma de defensa que tenemos para alertarnos ante peligros que se pueden presentar en nuestro entorno. Aun así, las personas con trastornos de ansiedad con frecuencia tienen preocupaciones y miedos intensos, excesivos y persistentes sobre situaciones diarias, complicando el llevar una vida normal y muchas veces siendo volviendo imposible tareas tan sencillas como tomar el transporte público o salir a la calle. Con frecuencia, en los trastornos de ansiedad se dan episodios repetidos de sentimientos repentinos de ansiedad intensa y miedo o terror que alcanzan un máximo en una cuestión de minutos (ataques de pánico).

ansiedad

Estos sentimientos de ansiedad y pánico interfieren con las actividades del día a día, son muy difíciles de controlar para aquellos que la padecen, son desproporcionados en comparación con el peligro real y pueden durar un largo tiempo. Con el propósito de prevenir estos sentimientos, puede suceder que el que la sufre evite ciertos lugares o situaciones que conlleven un aumento en la ansiedad. Los síntomas pueden empezar en la infancia o la adolescencia y continuar hasta la edad adulta.

Algunos ejemplos del trastorno de ansiedad son: trastorno de ansiedad generalizada, trastorno de ansiedad social (fobia social), fobias específicas y trastorno de ansiedad por separación. Muchas personas manifiestan más de un tipo de ansiedad. A veces, la ansiedad surge de una enfermedad que requiere tratamiento, como respuesta psicológica del miedo a la muerte, al rechazo y al dolor.

17,00€
17,90€
disponible
12 new from 16,06€
1 used from 19,00€
as of 26 septiembre, 2022 14:28
Amazon.es
Last updated on 26 septiembre, 2022 14:28

Algunos de los síntomas más comunes que se presentan en las personas con trastorno de ansiedad son:

• Sensación de nerviosismo, agitación o tensión.
• Sensación de peligro inminente, pánico o una catástrofe
• Aumento del ritmo cardíaco (taquicardia)
• Respiración acelerada (hiperventilación)
• Sudoración y temblores
• Sensación de debilidad o cansancio constante
• Problemas para concentrarse o para pensar en otra cosa que no sea la preocupación que se está sufriendo.
• Tener problemas para conciliar el sueño
• Padecer problemas gastrointestinales (GI)
• Tener dificultades para controlar las preocupaciones
• Tener la necesidad de evitar las situaciones que generan ansiedad.

Para tratarla no solo se requiere de un profesional que indique fármacos y terapia, sino también se requiere el auto tratamiento, donde el que sufre este trastorno realiza actividades que mejore el sentimiento. Realizar actividad física, seguir una dieta saludable, tener un patrón de sueño regular y realizar ejercicios de relajación pueden ayudar mucho a reducir la ansiedad.
Además unirse a un grupo de apoyo también puede resultar en un mejoramiento. Para controlar los síntomas de manera eficaz, se recomienda evitar la cafeína, el alcohol y la nicotina, estas son sustancias que tienen a aumentar la ansiedad.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.