Qué Hacer Cuando Tienes Todo para Ser Feliz y No Lo Eres

La felicidad es un sentimiento muy complejo. Existen personas que tienen todo para ser felices y estar en paz consigo mismas y sin embargo, no lo son.

¿Qué hacer en una situación así?

Analiza tu insatisfacción personal

En primer lugar, analiza las causas de tu insatisfacción personal. Valora con objetividad qué es lo que te falta y si de verdad, eso que no tienes es tan importante como para no poder valorar aquello que sí posees.

No pongas la felicidad en el lugar equivocado

Si tienes todo para ser feliz y no lo eres, entonces, puede suceder que hayas puesto tu dicha en el lugar equivocado. Tu bienestar es interno: hasta que no estés bien contigo mismo no podrás valorar todo lo demás.

El dinero, el éxito profesional o el placer no tienen la capacidad de cubrir carencias internas tan graves como la falta de autoestima.

Haz cambios en tu vida

Cuando una persona no está satisfecha con su situación vital tiene dos opciones: quedarse de brazos cruzados sin hacer nada o tomar la iniciativa de hacer algunos cambios para poder afrontar la situación de una forma diferente.

¿Cómo te gustaría que fuese tu vida dentro de seis meses? Entonces, elabora un plan de acción.

Cambia de actitud

Cambia de actitud, deja de ser tan exigente y sé realista: es imposible tenerlo todo. Siempre existen cosas que se desean y no se tienen. Pero si aprendes a valorar y a dar las gracias a aquello que sí tienes seguro que logras sentir más ilusión dentro de ti.

Sé sincero contigo mismo

Sé sincero contigo mismo y vive tu vida. No puedes vivir como si estuvieras en un escaparate en donde lo importante es la opinión de los demás. Lo único que importa es quién eres y qué quieres tú.

Cuando tienes todo para ser feliz y sin embargo, no lo eres, tienes un problema interno que resolver. Para finalizar, lee a los clásicos: Aristóteles es un referente.

Fuente: Diario Femenino

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.