Cómo Invertir Amor en Tu Futuro

Cómo Invertir Amor en Tu Futuro

No debemos vivir en el futuro, sin embargo, tampoco es buena idea ignorarlo. Si realmente llevamos al extremo la idea del carpe diem, la exaltación de vivir hoy y ahora puede volverse incluso en nuestra contra. El pasado también es pasado como indica su propio término, sin embargo, no se borra completamente porque podemos guardar momentos felices en nuestra mente, aprendizaje de vida, tradiciones familiares y hábitos arraigados.

El futuro forma parte de nuestro presente puesto que es en este momento donde podemos dar el primer paso hacia un objetivo que queremos materializar. El coaching es una disciplina que nos ayuda a visualizar claramente la importancia de los primeros pasos. Un proceso marca la distancia que existe entre el presente y el futuro deseado a través de un plan de acción.

Consejos para invertir optimismo en tu futuro

El futuro puede estar vincualdo con los miedos si cuando visualizas un deseo, experimentas un vértigo notable. También puede ocurrir que una experiencia negativa del ayer te condicione en el modo en el que visualizas tu futuro. A través de la práctica de yoga, taichí y mindfulness puedes incrementar la toma de conciencia con el presente, el control del pensamiento y la visualización de un futuro en colores agradables.

Desde el punto de vista económico, también es aconsejable que crees un fondo de ahorro mensual para tener un posible colchón con el que hacer frente a gastos imprevistos que pueden producirse en cualquier momento.

Además, para invertir en tu futuro también debes apostar por la formación puesto que el conocimiento no solo es un bien a nivel profesional sino también, en el plano personal. Un currículum completo optimiza las posibilidades de conseguir un empleo acorde a la formación pero el conocimiento también es vital para tomar decisiones. Te invito a tener un concepto amplio de formación, es decir, el deseo de saber no se muestra únicamente a través de los estudios sino mediante la inquietud por los planes de ocio culturales, la lectura de libros que te permiten aprender nuevas ideas de forma autodidacta, la conversación con los demás…

Invierte tiempo en tus amigos porque los verdaderos lazos son aquellos que permanecen en el tiempo y se consolidan a partir de las vivencias compartidas. Seguramente, la amistad es uno de los mayores tesoros por los que cuando una persona llega a la edad de 80 años da las gracias de verdad. Por esta razón, prioriza desde este momento la calidad en la amistad más allá del número de personas que te rodean. Al hacerlo, estarás eligiendo a las personas que quieres que te rodeen en el futuro. Existe una gran diferencia entre la amistad verdadera y los vínculos de utilidad, por tanto, basa tus relaciones en valores tan importantes como la sinceridad.

Tus decisiones tienen consecuencias

Las decisiones que tomas hoy producen consecuencias, tienen un efecto y una repercusión en tu propia vida y en ocasiones, en la de quienes te rodean. Por tanto, no te dejes arrastrar por la prisa y elige en coherencia con lo que realmente quieres.


Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.