¿Qué es un Trastorno de la Personalidad?

Los trastornos de la personalidad son problemas que el sujeto posee arraigados en su carácter y que, por tanto, empieza a manifestar con claridad en su juventud o principio de la adultez. No obstante, muchas veces existen antecedentes de dichos problemas o “rasgos disfuncionales” del temperamento en la infancia.

Los trastornos de la personalidad no son equivalentes a trastornos que son más bien problemas agudos, como se dice en medicina. Podemos imaginar a una persona con una grave depresión, pero que cuando se repone de ésta vuelve a ser la que era. Igualmente, podemos hacer el mismo ejercicio de imaginación con alguien adicto a sustancias, agorafóbico o hipocondríaco. La persona con trastornos de la personalidad no reacciona así, no vuelve a ser la que era porque siempre es la que es; digamos que no tiene un “postizo” que le pueda sobrevenir como una depresión o un trastorno de ansiedad, sino que desde siempre ha sido así y se ha ido haciendo así durante su vida.

Esto no significa que los trastornos de la personalidad no tengan tratamiento, al contrario. Con un depresivo hay que atender la depresión, con un psicótico la psicosis; pues bien, con una persona que sufre de trastornos de la personalidad, hay que atender a su personalidad. No venimos a decir que haya que cambiar de carácter, sino que hay que convertir lo que antes eran rasgos o maneras de ser disfuncionales en funcionales.

Los rasgos disfuncionales son aspectos del comportamiento, de la percepción de los demás, del manejo ante la vida o de la autoestima (es decir, de los grandes ámbitos en los que nos desenvolvemos todos con nuestro carácter) que provocan sufrimiento en uno mismo y/o en los otros. Imaginemos, por ejemplo, a una persona enormemente desconfiada, que es suspicaz incluso con sus seres queridos y que siempre piensa que la están engañando o que se están queriendo aprovechar de ella, humillarla, burlarse, etc. Esta persona tiene rasgos disfuncionales de personalidad de tipo paranoide, hasta el punto de que podría ser tributaria de un diagnóstico de trastorno paranoide de la personalidad por su suspicacia excesiva y generalizada. Otros ejemplos de rasgos disfuncionales son la timidez extrema, el comportamiento delictivo, la soberbia excesiva, etc. Como se puede observar, son “formas de ser” constantes, que no obedecen a un mal momento concreto sino que están muy arraigadas en el individuo.

Según los aspectos que estén generando sufrimiento se podrá hablar de un trastorno de la personalidad o de otro, sabiendo que lo más normal es una mezcla entre diferentes tipos. Pero, más allá de las diferentes clases, lo que importa es esa idea de estabilidad en la persona, de que distintas “maneras de ser” muy arraigadas pueden ser problemáticas para el individuo o su entorno.

4 comentarios en ¿Qué es un Trastorno de la Personalidad?

  1. Hola, muchas gracias por la info, a mi me pasa que cuando no me contestan un msj, "me hago la cabeza" pensndo que lo que dije molestó y que ya no caigo tan bien como antes…y eso me bajonea un poco y me pasa muy saguido…la psiquiatra me dijo que eso es trastorno de personalidad y tambien por mi enfermedad…que me recomiendan como autoayuda? (ademas de terapia, claro. Tengo ezquizofrenia y hago tratamiento, pero esta controlado y es leve…tienen algun autor para consultar? Mil gracias…beso

  2. Hola: Me gustaria comentar una duda respecto a una compañera de grado, es decir, de tesis. Desde el inicio del curso ella ha dado muestra de exesiva torpesa y flojera, a menudo habla exsalta muchos defectos en quienes le rodean e incluso a veces me trata de una forma en la que solo admira mis defectos, me embarca con frecuencia y las veces que la veo llega hasta una hora tarde.
    Durante estos años de trabajo en la tesis nunca a demostrado procupaciòn ni solidaridad cuando se le pide algo con urgencia y demuestra una incompetencia unica hasta el punto de que el tutor vive molesto con nosotras, con lo cual tambien he quedado mal parada ante mi evaluador.
    Esta persona me ha metido en serios problemas dada su actitud de brazos caidos. Me llama la atenciòn el hecho de que busca a mis parejas y despues de que los sigue me comenta lo sucedido diciendo de que los hombres la persiguen.
    Tiene un caracter defensivo y hostil cuando se le reclama
    Mi pregunta es: ¿Padece un trastorno de la personalidad?, ¿Es lo que llaman una actitud de agresivaidad-pasiva?

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.