Cómo Cuidar tu Salud Emocional sin Ir al Psicólogo

Ideas prácticas para cuidar tu salud emocional sin ir al psicólogo. ¡Tienes muchas opciones de bienestar!

Cómo Cuidar tu Salud Emocional sin Ir al Psicólogo
Ir al psicólogo es un acto de terapia emocional muy importante cuando el paciente precisa esta ayuda de bienestar. Sin embargo, existen muchos momentos de la vida en los puedes cuidarte igualmente sin solicitar hora para tener consulta con un especialista. ¿Qué recursos de cuidado emocional puedes poner en práctica para mimar tu autoestima y bienestar?

1. Cine y emociones

Algunas películas pueden cambiar la vida de los espectadores de un modo inevitable. Las buenas películas, aquellas que reflejan grandes historias, despiertan la conciencia. Es decir, producen una inquietud de cambio personal. Por tanto, asistir al cine es una excelente propuesta para mantener la mente despierta.

2. Cursos de crecimiento personal

Muchas personas asisten a cursos organizados por centros de ocio y escuelas de psicología para participar en un taller de crecimiento personal con una temática concreta, por ejemplo, la autoestima, la asertividad, la inteligencia emocional, el pensamiento positivo… Lo importante de estos talleres es que tú compartes aquello que deseas y reservas para ti aquello que no quieres que trascienda. Es un entorno de retroalimentación en el que puedes nutrir tu propio punto de vista con el complemento de las vivencias de tus compañeros.

3. Charlas y conferencias

Consulta la agenda de ocio de tu lugar de residencia y entorno próximo para acudir a la presentación de libros de psicología, charlas de autoayuda o cualquier evento de estas características que te permite aprender de un experto y hacerle una pregunta en la ronda de coloquio posterior. Este tipo de eventos suelen ser gratuitos. Ya que además, incluso cuando asistes a la presentación de un libro luego tienes la oportunidad de tomarlo en préstamo en la biblioteca o pedirlo a un amigo.

4. Música clásica

La música clásica es la gran desconocida para muchas personas y es un verdadero regalo de belleza que envuelve el ánimo del oyente por medio de la perfección sonora de la intensidad de una obra. A través de YouTube puedes disfrutar, desde la comodidad de tu propia casa, de grandes conciertos. Explora las posibilidades de este tipo de música, intenta relajarte, dejarte llevar mentalmente hacia lugares de felicidad y vive el presente.

5. La amistad

Tu calidad de vida mejora cuando realmente pones en valor el poder de la amistad, es decir, cuando dejas de posponer los planes de ocio con amigos ante la urgencia del trabajo. Organiza tu agenda y concreta fechas señaladas para estar con esas personas que te aportan confianza, buen rollo y vivencias. La amistad es una gran medicina. Por tanto, disfrútala como mereces de verdad.

6. Lectura

No solo los libros de autoayuda son un tesoro para fomentar la psicología positiva, sino que la lectura, en cualquier forma y manifestación, te permite relajarte, evadirte y aprender de otras historias. Leer es el hábito más olvidado por muchos lectores adormecidos, sin embargo, siempre estás a tiempo de volver a dejarte seducir con un relato vital, amable y saludable.

¿Qué otros recursos te ayudan a sentirte bien?


Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.