Todo sobre la comunicación de parejas

La comunicación de parejas es muy importante, por lo que la tercera posibilidad es tal vez la más importante y la más crítica, ya que incluso está en la base de una buena parte de los trastornos mentales. Se trata de la respuesta de desconfirmación. Cuando alguien nos desconfirma no nos está diciendo si lo que pensamos es verdadero o falso, sino que niega totalmente nuestra existencia, y el mensaje es “tú no existes”. Este tipo de respuesta es monstruosa como ninguna, ya que genera consecuencias psicológicas sumamente negativas, puesto que es difícil captar un mensaje tan ilógico y tan confuso. La peor desconfirmación suele ser sutil, pero constante.

Esto último resulta especialmente útil para entender un problema común en las parejas: Ella se queja de que él siempre “está de acuerdo”, y que si cocina algo y se le quema, él le dirá que está delicioso, y si cocina su platillo favorito, también le dirá que está delicioso. A él “le da lo mismo” ir a un lugar o a otro totalmente diferente.

Aunque parece que no hay motivo para quejarse (y de hecho es clásico el argumento de “lo hago para no tener problemas”), esto puede llevar a la pareja al borde de la catástrofe. Cuando uno de los dos, o ambos, no reciben las señales adecuadas para saber (confirmar) que están haciendo las cosas bien, o mal, todo queda de tal forma indiferenciado que resulta sumamente confuso y difícil de manejar; y a pesar de los esfuerzos mentales constantes por entenderse, la autenticidad sigue ausente, la situación carece de significado y la persona –desconfirmada- comienza a sentirse totalmente desmotivada, desorientada respecto al otro e incluso ajena a sí misma y a sus propias intenciones.

A la luz de estos datos, parece que aquello de “golpéame pero no me ignores” es bastante cierto, tanto en la pareja como en cualquier relación interpersonal significativa. Y tú ¿qué tanto confirmas, rechazas o desconfirmas a tu pareja?

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.