¿Qué es una fobia?

Una fobia es originada por un factor externo que nos produce una reacción de miedo, ya sea por una mala vivencia o un mal recuerdo, y se trata de una patología que padecen muchas personas en mayor o menor medida, y que tienen difíciles tratamientos dependiendo de su gravedad, aunque la mayoría no llegan a cesar nunca, o permanecen vivas en nuestro subconsciente.

La fobia se caracteriza por la aparición de reacciones ante la problemática de encontrarnos con aquello que nos da fobia, o incluso la posibilidad de llegar a encontrarlo, produciendo reacciones como nerviosismo, ansiedad, taquicardia, sudoración e incluso ataques nerviosos que pueden terminar en calambres por todo el cuerpo. Se trata por tanto de una reacción muy difícil o casi imposible de controlar.

Cuando se es niño, estos miedos son mucho más profundos, pues los niños tienden a sufrir un miedo irracional ante un desencadenante que le producirá inquietud, llanto y mucho miedo, pues al ser pequeños, no sabrán como combatirlos. Este fenómeno se da en fobias infantiles, que también es muy frecuente entre niños de todas las edades.

Y es que estas edades son bastantes delicadas, pues la gran mayoría de las fobias surgen durante la infancia, pero hay que tener mucho cuidado de no confundir fobia con temor, pues durante las diferentes etapas de la infancia, se van experimentando distintos tipos de temores, sobre todo a lo desconocido, y que hay que dejar que los niños lo superen por sí solos. Es el caso por ejemplo, de los niños de cinco años que tienen miedo de dormir con la luz apagada o los de tres años que tienen miedo a que la madre se marche.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.