Bodas al aire libre

El buen tiempo, el sol, los ambientes abiertos inspiran a muchos novios a querer realizar su bodas al aire libre. Las ofertas son variadas: quintas, estancias, campos, salones con amplios espacios verdes… Además, hay algunas que están más cerca de la ciudad y otras no tanto. Lo importante es el acceso (o una correcta indicación por parte de los novios) ya que es importante que los invitados no demoren su llegada y esto altere el curso natural del evento.

Siempre en conveniente tener en cuenta las distancias entre la Iglesia ó el Templo y el salón, ya que no está permitido efectuar la ceremonia religiosa fuera de su ámbito. Si en lugar de realizar el casamiento, se hará una bendición, entonces si puede hacerse en el lugar del evento.

Este tipo de fiestas está relacionado con lo natural, con lo descontracturado, por lo que suelen ser eventos un poco más relajados. De todos modos, el estilo está directamente relacionado con el lugar y con la personalidad de los novios. Una bodas al aire libre en el jardín de una finca, puede ser sumamente formal y elegante y una bodas al aire libre en el campo particular de uno de los novios con un asado y una pileta para que todos se tiren después de comer, es más parecido a un encuentro de amigos que a una reunión social.

Definitivamente una de las cosas más lindas que tienen las bodas al aire libre, es poder aprovechar los espacios y las vistas, que sin dudas se lucen mucho más de día.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.