PSICOLOGÍA INFANTIL, indicios para pedir ayuda profesinal

El desarrollo psicológico de los niños y niñas tiene sus altibajos. En las etapas iniciales, los niños y niñas muestran grandes avances en poco tiempo, pero también hacen gala de retrocesos. En la mayoría de los casos, el desarrollo está influenciado fuertemente por el contexto. Los estímulos, la armonía, todos esos detalles influyen a la hora de garantizar el correcto desarrollo de la psiquis de los niños y niñas.

Psicologia Infantil 2

Es importante remarcar que es normal, en episodios de corta duración y que no interfieren en el desarrollo, que se presenten problemas para dormir, que se hagan pis en la cama, llantos sin motivo aparente, peleas con hermanos o hermanas y arrebatos de ira. Siempre y cuando sean reacciones de corta duración, cuando los episodios se desarrollan con mucha habitualidad, es hora de empezar a trabajar para intentar encontrar los orígenes y revertirlos. ¿Cuáles son las circunstancias que se escapan al control de los padres y deben ser analizadas con recursos profesionales de la psicología?

1. Regresiones en el comportamiento que perduran

Las regresiones en el comportamiento infantil significan dar un paso atrás en conductas y actitudes aprendidas. Por ejemplo, el niño se había acostumbrado a dormir con la luz apagada y de repente no puede hacerlo. Este tipo de acciones, donde se vuelve hacia atrás en un comportamiento, tiende a ser una estrategia defensiva inconsciente con la que buscan protegerse de algo que les genera inestabilidad.

En las regresiones, lo importante es actuar con ayuda psicológica profesional cuando el niño no puede superar la regresión por sí solo. Esto es un indicio de que el niño no puede enfrentarse a la situación que provoca inestabilidad.

2. Intranquilidad y falta de concentración

En la mayoría de los casos, los niños y niñas pequeñas son intranquilos y necesitan moverse bastante e ir gastando su energía. Sin embargo, hay que prestar atención porque si la intranquilidad no les permite concentrarse en cosas importantes, podemos estar ante un cuadro que requiera ayuda psicológica.

Psicologia Infantil

La intranquilidad puede afectar el aprendizaje, ocasionando que los niños no puedan asimilar correctamente los contenidos propios de su edad. Si la intranquilidad constante surge desde muy corta edad, puede deberse a características del sistema nervioso, pero el cuadro de hiperactividad también es una opción, y requiere atención profesional para canalizar esa energía y ayudar a encauzar el aprendizaje de nuestro niño.

3. Problemas físicos sin explicación médica

Es habitual que los niños finjan alguna enfermedad o dolor buscando evitar ir a la escuela o escapar de sus responsabilidades diarias. Pero, si un niño se enferma de verdad, y no existe una causa médica que explique la patología, puede que estemos ante un trastorno psicológico. Si tu niño o niña tiene dolores de cabeza, dolor de estómago o problemas en la piel que no tienen una explicación médica, puede que haya un trastorno psicológico subyacente. Un especialista en psicología infantil puede brindar herramientas para la solución de dichos trastornos.

Estos son algunos consejos a tener en cuenta para trabajar sobre los cuadros psicológicos que pueden presentarse en los niños y niñas más pequeñas.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.